mar. Jun 18th, 2019

CORRESPONSALÍA EN ARGENTINA

El medio oeste de EE UU se prepara para un frío extremo de -40 grados

2 min read

Casi una docena de Estados, en alerta por la llegada de una explosión de aire ártico conocida como vórtice polar.

Casi una docena de Estados del medio oeste de EE UU se encuentran este martes en alerta por la llegada de una masa de aire ártico conocida como vórtice polar, que se espera que baje las temperaturas muy por debajo de lo normal y muy por debajo de cero. Según explica el Servicio Meteorológico Nacional (NWS), el vórtice polar es una «gran área de baja presión y aire frío que rodea los polos de la Tierra». En algunas ocasiones en invierno, el chorro polar se ralentiza y se ondula y como consecuencia el vórtice se expande y el aire frío polar alcanza latitudes más bajas. 

«Se esperan temperaturas peligrosamente frías y potencialmente récord», advierte el NWS, que precisa que los termómetros pueden desplomarse a -30 y -40 grados (Farenheit y Celsius) y marcar nuevos recórds desde las Llanuras del Norte a los Grandes Lagos. El miércoles y el viernes, a causa del viento, la sensación térmica puede ser incluso de -60. El vórtice polar está asociado a olas de frío extremo, como la que ocurrió en enero de 2014, 1989 y 1985, añade el NWS.

El Servicio Meteorológico recomienda no viajar estos días, mientras que la Oficina de Emergencias de Chicago exhorta a los residentes almacenar comida y a preparar sus coches. El viento polar que sopla desde el Lago Michigan puede causar congelación en menos de media hora a las personas que permanezcan expuestas, ha advertido el director de la Oficina de Emergencias 911, Rich Guidice.
La Oficina de Emergencias 911 de Chicago ha recordado que las señales de congelación son hormigueo, palpitaciones y adormecimiento en los dedos de manos y pies, orejas y nariz. Con la congelación, los fluidos corporales se cristalizan y expanden, causando daños en los tejidos que pueden provocar la muerte.

El frío extremo se producirá justo después de una fuerte tormenta que el lunes cerró escuelas y negocios. Los distritos escolares de Minnesota y Wisconsin cancelaron las clases mientras las oficinas gubernamentales, las universidades y los negocios cerraron.
En Wisconsin, donde se midieron acumulaciones de hasta casi 30 centímetros de nieve, el gobernador, Tony Evers, declaró el estado de emergencia, liberando a la Guardia Nacional del Estado para trabajos de emergencia de ser necesaria su intervención.

En Dakota del Norte y del Sur, las ráfagas de viento máximas alcanzaron los 96-113 kilómetro por hora. Más de 1.000 vuelos fueron cancelados en dos aeropuertos de Chicago, la tercera ciudad más grande de Estados Unidos, en las cercanías de Illinois.

El País 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Copyright © All rights reserved. | Newsphere by AF themes.